La Importancia de la Alimentación


La alimentación es necesaria en todos los seres vivos, por ello debemos tener una equilibrada incorporación de nutrientes al organismo; siendo fundamental para el crecimiento, desarrollo y actividades cotidianas.

¿Qué es una buena alimentación?
Significa que el organismo reciba todos los nutrientes, vitaminas y minerales de los alimentos que consumimos, para poder realizar todas las actividades necesarias. Para ello debemos elegir alimentos que sean preferentemente naturales como las frutas y verduras, cereales y leguminosas como arroz, trigo, quinua, lenteja, poroto, avena así como carnes, lácteos y derivados. 

Una buena alimentación también se encuentra relacionada con la actividad física que cumple un papel importante en el organismo, porque si consumimos alimentos en cantidades adecuadas para la edad debemos realizar ejercicios, para evitar que la energía que aporta los alimentos se acumulen y esto puede con el trascurso del tiempo afectar a la salud, con problemas de sobre peso, cardiovasculares y otros. El ejercicio físico en forma regular acompañado de una alimentación equilibrada va a contribuir a la regulación del peso corporal.
 
Los hábitos alimentarios en nuestro tiempo por la influencia comercial de las propagandas en los medios de comunicación hacen que se incorpore comida rápida y chatarra; que en los últimos años se va traduciendo con el incremento de peso en la población; esto se ve reflejado en personal adultas así como en adolescentes y niños.

La OMS (Organización Mundial de la Salud); informa que se va incrementando en forma alarmante los datos de obesidad infantil y en adolescentes, tanto en países desarrollados como en vías de desarrollo. Hay claras evidencias de este incremento en la población pediátrica, tanto en el grupo de niños pre escolares, como escolar. En algunos países Latinoamericanos las tazas de sobre peso y obesidad son similares a las de EE.UU. 

Una alimentación balanceada trae consigo muchos beneficios:


  • Vitalidad y energía necesaria.
  • Mantener un peso adecuado a la edad y estatura.
  • Estimula el sistema inmunológico.
  • Retrasa el proceso de envejecimiento.
  • Ayuda a combatir el cansancio y la fatiga.
  • Mejora la concentración.
  • Reduce el riesgo de contraer enfermedades.



Lic. Shiarhela Rios Miranda
    Nutricionista - Dietista
Reacciones: